Parkings cerca de Inclán Brutal Bar

¿Hace cuánto no te das el capricho de irte a comer fuera con tu pareja? Parece una tontería, pero el simple hecho de elegir restaurante para comer o cenar puede llegar a ser un plato de muy mal gusto para todos (nunca mejor dicho), por no hablar del aparcamiento en Madrid y de dejar el coche cerca… Por eso estás leyendo este artículo. En este post descubrirás el Inclán Brutal Bar, un sitio perfecto para comer o cenar en pleno centro de Madrid. Y si vienes con tu coche, aún mejor, porque vas a poder aparcar cerca de la Puerta del Sol, zona en la que se encuentra este peculiar establecimiento. ¿Quieres saber qué tiene de especial este sitio? Sigue leyendo ;)

El Inclán Brutal Bar se encuentra en la Calle de Álvarez Gato, número 4. Espera, espera… ¿No te suena de nada esta calle? Si te gusta la literatura y el teatro, probablemente te sonará de la obra de teatro Luces de Bohemia, del famoso dramaturgo español Valle-Inclán. ¡Sorpresa! Justo como el nombre del sitio al que vamos hoy. Y es que tanto en la barra como en las paredes del este establecimiento podrás ver la influencia de sus obras más influyentes. Además, su comida es impresionante, así que, después de aparcar cerca del Inclán Brutal Bar, no puedes perderte algunos de los platos que vamos a contarte más abajo.

Inclán Brutal Bar

¿A qué sabe el teatro?

Especial mención al personal del bar que, dicho por todos los comensales que pasan por allí, te atienden genial y te aconsejan a la hora de elegir entre los suculentos platos que tiene la carta. Por cierto, así como curiosidad, la carta del Inclán Brutal está dividida en escenas, otro pequeño homenaje al dramaturgo que le da nombre. Y si con la recomendación del personal no tienes suficiente porque eres de esos eternos indecisos, nosotros podemos darte unas cuantas: tienes que probar la tortilla de patata con paté de trufa negra y la burrata inyectada con albahaca y bombones de cherry. En dos palabras: sin palabras. ;)

Otro punto fuerte del Inclán Brutal es su decoración. Si eres de esas personas que disfrutan con un espacio moderno, pequeñito y acogedor en el centro de la ciudad, tienes que venir a ver este sitio. Además, una parte de la barra está pensada para que puedas sentarte a comer mientras ves cómo elaboran los platos de la carta, estando en contacto continuo con el personal. Su cocina cierra tarde, así que, si has venido de improvisto, siempre puedes ir e intentar coger una mesa libre, ya que normalmente te harán hueco sin problemas.

Y como ya sabemos que estás deseando ir, solo podemos recomendarte que reserves una plaza de alguno de nuestros parkings en Madrid, para que vayas a tiro hecho y disfrutes al máximo de la cena :) 

Puntos de interés cerca de Inclán Brutal Bar en Madrid

Las famosas galletas

Al continuar navegando por esta web, aceptas nuestra .