Aparca cerca de la Real Fábrica de Tapices

La Real Fábrica de Tapices es una fábrica de artículos de lujo donde su principal factor diferencial es que todo lo que hacen lo hacen a mano, sin máquinas. De hecho, sería uno de los lugares a refugiarse en caso de que la Inteligencia Artifical se subleve contra los humanos. Además de esta tontería, cabe destacar que otro punto a favor de esta fábrica de Madrid es que su técnica ancestral cuenta con casi 300 años de vida, ya que fue fundada en 1720 por el Rey Felipe V.

Está ubicada en el Barrio de Pacífico dentro del Distrito del Retiro y además de darte la oportunidad de comprar un tapiz o una alfombra también permite visitar sus instalaciones. Cualquier día podrás visitar el museo y acceder a su colección y archivo histórico, además, si te interesa la manufactura textil, también suelen acoger diferentes exposiciones y conferencias sobre esta temática.

Si te apetece disfrutar de un plan alternativo y flipar con las exquisiteces a las que dan vida en esta fábrica no te olvides de tener en cuenta que aparcar por esta zona no es fácil. Pero para eso estamos en Parclick, para que reserves tu plaza de parking cerca de la Real Fábrica de Tapices por adelantado y tan sólo empleando dos minutos para realizar tu reserva online.

Real Fábrica de Tapices

Según salgas, paseíto por El Retiro

Si eres de esas personas que aún no ha visitado el parque de el Retiro, estás de enhorabuena, porque si visitas la Real Fábrica de Tapices, estarás tan cerca del pulmón de Madrid, que como no te des una vuelta por él, será considerado como pecar contra la capital de España. Es broma, puedes decidir no ir, pero tú te lo pierdes.

Si quieres un pequeño croquis del parque te contamos. Tu estás cerca de la parte sur, por donde entrarás al jardín de La Rosaleda y luego conocer la Fuente del Ángel Caído y el Monumento a Benito Pérez Galdós. Si sigues subiendo entrarás en la zona palaciega, donde podrás encontrar el Palacio de Cristal y el Palacio de Velázquez. Y ya si sigues te encontrarás con el buque insignia del Retiro, su estanque. Donde tantos enamorados dan paseos en barcas y donde tú vas solo a llorar con pena por tu soledad.

Sólo o acompañado, ten en cuenta que entres por donde entres al Retiro, te encontrarás con un tráfico infernal, y por lo tanto, pocos sitios libres. Si te animas a ser previsor, échale un ojo al mapa interactivo de Parclick. Allí encontrarás todas las plazas disponibles en la zona y podrás reservar tu plaza de parking en Madrid teniendo en cuenta su cercanía con tu destino y su precio comparado con la oferta de la zona.